El Señor es mi Pastor

Salmos 23

Jehová es mi pastor; nada me faltará. En lugares de delicados pastos me hará descansar;
Junto a aguas de reposo me pastoreará. Confortará mi alma; Me guiará por sendas de justicia por amor de su nombre. Aunque ande en valle de sombra de muerte, no temeré mal alguno, porque tú estarás conmigo; Tú vara y tu cayado me infundirán aliento. Aderezas mesa delante de mí en presencia de mis angustiadores; Unges mi cabeza con aceite; mi copa está rebosando. Ciertamente el bien y la misericordia me seguirán todos los días de mi vida,
Y en la casa de Jehová moraré por largos días.

Cuando te enteras que el es tu pastor desaparece el miedo.

  • Nada me falta.
  • No estoy triste.
  • El cuida de mí.
  • El me observa todo el tiempo.

Me preguntan ¿Por qué caminas así y hablas con grandeza? No soy arrogante, soy confiado porque el es mi pastor.

Dios no es explicado sino revelado.

  • Dios se revela a sí mismo.
  • Dios se revela en el escenario de David (Las ovejas)
  • En términos antropomórfico (en figuras humanas)
  • Los ignorantes y los sabios pueden tener acceso a Él.

Cuatro cosas que David sabía.

1. El me hace descansar en delicados pastos.

  • El Señor me lleva donde hay abundancia.
  • Los pastores no alimentan ovejas, tampoco cortan pasto, solo las llevan al lugar donde hay abundancia.
  • Descansaremos sobre nuestra bendición.
  • Estamos tan acostumbrados a los malos momentos que cuando viene el buen momento no lo crees, y ni siquiera puedes disfrutarlo porque temes que no durará.
  • El Señor destruye el dicho latino: "Lo bueno dura poco", ya que un buen momento será seguido de otro mejor momento y luego de un excelente momento y así sucesivamente.
  • Los delicados pastos son lo normal para mí, por lo tanto me recuesto.
  • Siéntete cómodo en la superabundancia.

2. Junto a aguas de reposo me pastorea.

  • Esto se refiere al peligro que enfrenta la oveja al meterse en corrientes de agua muy grande, debido a que su lana se empapa de agua y muere ahogada.
  • Dios sabe cuando las cosas van demasiado rápido en nuestra vida y estamos expuestos a una gran corriente de actividades, teléfonos, e-mail.
  • Solo Dios sabe cuando las cosas comienzan a superarnos.
  • La oración de cada día debe ser ¡Señor, calma mi vida!

3. Conforta mi alma.

  • Cada vez que estoy harto, frustrado y abatido, Él invade mi ser con una sensación de confianza y poder.
  • Cuando ya no tengo nada para entregar a la gente, Él me regresa la unción, la gloria y la paz.
  • Es como tener un doble estanque, cuando se agota mi estanque todavía me queda otro.
  • He pasado por el valle intimidante de la muerte, y por experiencias tenebrosas.
  • Mis enemigos no creen que pase por allí porque no parece que pase por donde pase.
  • Soy como cualquiera pero logre lo que no logra cualquiera porque el me conforta.
  • Mis enemigos esperan asistir a mi funeral, pero yo asistiré al de ellos.

4. Me guía por sendas de justicia.

  • No es el hecho de que yo sea justo, es el hecho de que el me guía.
  • No me expone a ciertas personas porque no podría soportarlo y manejarlo.
  • No me expone a ciertas tentaciones si no en el punto preciso y con la gente precisa.
  • Cuando la gente diga que yo soy bueno, debo ser honesto y decirles que no soy yo, sino que Él me guía.
  • Él me guía por amor de su nombre no por amor de mi nombre y su gloria será también mi gloria.

Ahora David comienza a hablarle a Dios.

  • Desde el verso cuatro al seis él se dirige a Dios.
  • El declara, estoy caminando ahora mismo en un valle intimidante y terrorífico, podría colapsar en cualquier momento, pero no estoy atascado.
  • No estoy haciendo de un lugar transitorio mi morada permanente, no estaré mucho tiempo aquí.
  • No debo construir una casa en un lugar donde solo una carpa me es suficiente.

Tu vara y tu cayado me infunden aliento.

  • Dios usará todas sus herramientas para llevarme a destino.
  • No estoy aquí por mi inteligencia, su vara y su cayado me han traído aquí.
  • No temeré mal alguno porque tu estas conmigo.

Preparas mesa para mí delante de mis angustiadores.

  • El Señor se motiva en bendecirme delante de mis angustiadores.
  • El deja vivo unos pocos enemigos a mi alrededor para que sepan que Dios me ha bendecido y no ellos.
  • Los deja para establecer un testimonio de que Él me bendijo cuando ellos esperaban verme aplastado.
  • Comer en abundancia y de lo mejor es mi venganza.

Unges mi cabeza con aceite.

  • Las Ovejas suelen meter su hocico en el hoyo de las culebras, esto puede ser mortal.
  • El pastor no espera que las ovejas sea más inteligentes, solo las unge con aceite que hace una función de repelente contra esos reptiles.
  • Muchos de nosotros hemos metido la cabeza en el hoyo de la serpiente y sorprendentemente seguimos vivos, la única razón es porque estamos ungidos.
  • ¿Cuántas veces nos hemos relacionado con gente que nos quería matar o por lo menos borrarnos del mapa? Pero estamos aquí vigentes y empoderados.
  • Mi copa siempre esta rebosando de la unción.

El bien y la misericordia me siguen siempre.

  • La bendición de Dios siempre va más rápido que mi necesidad.
  • No estoy buscando riquezas solo estoy celebrando las riquezas cuando ellas llegan.
  • Tengo casas que no edifique, viñas que no he plantado y pozos que no he cavado.

Conclusión:

En la casa del Señor estoy morando para siempre, el valle de la sombra y la muerte jamás definen la totalidad de mi vida, solo fue un fragmento de mi existencia, mi hábitat, mi ambiente es la casa de mi padre.
No hay falta de nada, hay abundancia de todo bien, hay espacio para todos.